Monográfico Vertic

monográfico vertic mikel zabalza

Archivo del blog

Mi lista de blogs

20
OCT
2011

Blog

No siesta

Ahora ya se por que los Polacos Porvaznik y Glesdura llamaron así a esta vía. Porque los emplazamientos de vivac son tan cutres que no dan ni para echar una siestecita. Manu y yo tan solo disponíamos de unos pocos días y se tenían que alinear los astros para para que este sueño se pudiese cumplir. Ciertamente el entusiasmo de mi compañero de cordada era tan grande como para mover toda la Galaxia con lo que los astros no tenían nada que hacer, incluso la luna estuvo de nuestra parte. Del 10 al 22 de octubre Montembers cierra por labores de mantenimiento así que tenemos que caminar un poquito más de la cuenta. Desde la" Maison de la Montagne" nos aconsejan salir de la estación intermedia de Plan des Aiguilles y atravesar por un camino muy clásico y con tendencia hacia abajo, 1h 20´extras. Coincidimos con Tato y Silver que comparten nuestra misma ilusión y ademas mis hermanos Angel, josé y Juan Mari Negredo quieren hacer el Linceul que el propio Tato y Gensiana habían escalado hacía unos días. Nos vamos en cuadrilla hacia Lechaux.
Mi experiencia en las Grandes Jorases se resumía a una escalada invernal a la Mcintyre Colton junto con Adrián Legarra hace ahora 6 años. En aquella ocasión estábamos solos en la pared, ahora la cosa es distinta y nos podremos entretener sacando fotos a escaladores que están en otras vías. Ciertamente esta vía me intimidaba un poco y la nevada de unos 70cm de los días anteriores me mosqueaba pero cuando vi la pared se disiparon las dudas y a primera vista se advertían buenas condiciones. Lo único que me preocupaba de verdad era el parte de viento, que anunciaba 60km/hr a 4000metros. O se equivocaba o dificilmente íbamos a escalar con ese viento. Realmente pensábamos que se iban a equivocar ya que el día que hicimos la aproximación daban 80km/h a 4000m y haría 50km/h.
Mis hermanos y Juan Mari salen a las 2 de Lechaux, nosotros a las 3,15 y Tato y Silver 15 minutos detrás. Las indicaciones de Conrad(el amigo de Manu que había escalado la vía hacía 15 días) nos vienen muy bién para acertar por donde pasar la rimaya. Vamos sobre el horario previsto y empezamos a escalar al amanecer. Las condiciones aquí no nos permiten ensamblar todo lo que nos hubiera gustado, hay que escalar desde el principio. Nos repartimos la vía a tramos para no quedarnos frios en las reuniones y por supuesto el M6+ y el M7 tienen el nombre de Manu, menuda faena le hago si no le dejo escalarlos de primero...
La via es alucinante y si algo hay que estacar de esta mantenida ruta es su belleza, provablemente es la vía mas guapa que he escalado de estas características. A las 6 de la tarde y tras pasar un largo que Moulins en su topo marca de 5c(bastante difícil) Manu me grita, ! oye! aquí muy bién hay una repisa cojonuda. Cuando subo y veo la exigua atalaya pienso que mi compi se ha comido un tripi y ve doble.
!Repisa! pero si esto es una mierda... bueno habrá que apañarse como se pueda. Dormimos(lo de dormir es por decir algo) sentados, espalda contra espalda, con los piés en el vacío y con una cuerda a modo de pasamanos que nos pasa por el pecho para no escurrirnos. La noche es muy incómoda pero al menos no pasamos mucho frío. Nos esforzamos por hidratarnos lo mas posible, necesitamos recuperar fuerzas para mañana. A día siguiente nos preparamos todavía de noche y al amanecer Manu ya está encarado en un físico M6+. El largo siguiente, M7, se ve precioso; me da un poco de rabia no escalarlo y lo jumareo por una cuerda de 8,1 con la mochila pesada para ganar tiempo. Por la otra cuerda Manu remonta la mochila ligera. El largo hace bastante travesía y me obliga a escalar algunas secciones asegurado del jumar... realmente lo ideal hubiese sido un cordino auxiliar y escalar el largo pero la versión de ir ligeros tiene sus contras. Desde aquí hasta la cima quedan 7 largos a cada cual más guapo, aflojan un poco pero hay que seguir apretando. Llegamos a la cima hacia 5 de la tarde trás 10 horas de escalada. Teoricamente se rapela desde este punto pero está todo muy nevado y optamos por crestear hacia la salida del Croz. Nos tiramos por una canal, equipamos 3 rápeles y nos juntamos con las huellas y los rápeles de la jente que viene del Croz. Saltamos la rimaya y ya en el glaciar se nos hace de noche. El cansancio se hace notar y ralentizamos el paso, no hemos bebido practicamente nada en todo el día y ponemos el piloto automático rumbo a Bocalate. Llegamos al refu a las 10.30 de la noche, aquí acaba nuestra aventura.
¿Y Tato y Silver? Ellos han vivaqueado la primera noche un largo por debajo nuestra pero el 2º día han ido mas despacio y les ha pillado la noche en la pared. Al día siguiente nos enteramos que salieron a la cima a las 11.30 de la noche con sus apurillos.
¿Y mis hemanos? ¿Como les habrá ido en el Linceul? Angel me manda un sms y me pone que están en Courmayeur, que majos nos estarán esperando para llevarnos a Chamonix.... Pues no, la verdad es que tuvieron su buena dosis de aventura. Acabaron la vía a las 2 de la tarde, aquí tenían la opción de rapelar o continuar por la arista hasta la cumbre. La arista está echa un asco de nieve y van muy lentos pero como buenos Navarros siguen hasta la cima, a la que llegan a las 12 de la noche descojonados. Vivaquean a pelo cerca de la cima y a la mañana Jose siente que se ha helado los piés. Hechan mano del pájaro de hierro para bajar para no acentuar las lesiones de Jose. Fué su decisión en ese momento y hablar desde el sofá es fácil...
Pero la historia no acaba aquí ya que Kepa y Mikel Saez también repitieron la vía un día más tarde. Ellos necesitaron 3 días para salir de la pared.
A nosotros la escalada se nos dió muy bién, sobre todo a Mau que puso mayor dosis de motivación y consiguió escalar toda la vía en libre, bravo por el. La vía esta practicamente desequicapa, tan solo media docena de clavos en toda la ruta. Nosotros usamos 2 j.de friends hasta el 2, 1 nº 3, 2 j. de micros , fisus, 8 tornillos y 3 pitones que solo usamos en el vivac.
En resumen una bonita aventura en una vía extraordinaria.

Comentarios (0)

Enviar un comentario



©mikel zabalza 2019 | Condiciones |
diario de navarra Millet FixeRoca Julbo